Carlitos Balá y el gran sexo de su vida, Martha Venturiello, a quien conquistó "gracias al humor" - Europedias.com  
close

Carlitos Balá y el gran sexo de su vida, Martha Venturiello, a quien conquistó “gracias al humor”

Corría la década de 1950 cuando el novato Carlitos Pala se preparaba para ir a una boda a “engañarse” por una amiga, sin saber que esa misma oscuridad satisfaría al sexo maravilloso de su vida… Estaba en la fiesta de Marta Venturiello lo cautivó por completo y terminó con ella para convertirse en la mujer que lo acompañó hasta el último día de su vida. Tenían 12 años de diferencia, pero la diferencia de antigüedad no impidió que comenzara esta historia que duró casi 70 años.

“Nos conocimos en una boda (…) y nunca más nos separamos. Recuerdo que había como quinientos invitados y apenas la vi le dije a mi amiga: ‘Mira que niña tan linda’. La saqué a bailar y luego se ofreció a acompañarla a su casa”, recuerda Bala durante Entrevista con ¡HOLA! Hace mucho ‘Yo vivía en Boedo. Le dije ‘te llevo’, y así fue: ¡La llevé en bus! [Se ríe]. Eran las cuatro de la mañana y para hacerlo sonreír comencé a vender un bolígrafo en el autobús. Así que decidí hacer una broma y, a pesar del tiempo, me reí. Entonces supe que era yo. Por eso siempre digo gracias al humor que conquisté a la mujer de mi vida”.

Tras siete años de noviazgo, decidieron dar un paso más y en 1962 se casaron. La boda se llevó a cabo gracias a Hilda Bernard y su esposo, quienes firmaron un contrato profesional de un año con Bala, razón por la cual la pareja decidió oficializar su relación y seguir adelante juntos. Con el tiempo, el grupo fue creciendo, primero con la llegada de Laura y luego con el inicio de Martín, los dos hijos que tuvieron juntos.

READ  Horóscopo de hoy, sábado 23 de julio. Horóscopo diario sin cargo sobre vigor, sexo y trabajo.

Carlitos Bala con su esposa Martha, dos hijos y su nietaCarlitos Bala con su esposa Martha, sus dos hijos y su nieta

“Nos conocemos de memoria. Tan exigente como es, Martha también me da todos los gustos. Por ejemplo, me cocina lo que yo quiero: empanadas de maíz, pollo y sopa de sémola para que crezca fuerte y hermosa”, Bala. dijo de su esposa que anhelaba asistir al centenario de su matrimonio con ella. “Ya tengo guardada una botella de champán y todo. No le tengo miedo al crimen, en la ingenuidad me preocupo por lo que me depara el próximo. Y no creo que Dios sea injusto al mandarme al carajo, ¿o sí?”, él diría.

“Espero que todos celebren la magia del amor. ¡Feliz día de los enamorados, queridos enamorados!”, escribió hace dos años el comediante en su página oficial de Facebook, con una foto en la que se le ve acompañado de su esposa, sonriendo y tomados de la mano, una demostración de amor. Este género que se ha mantenido limpio a lo largo del tiempo.En Cada vez que pudo, el comediante le dedicó dulces palabras a Martha en redes sociales y en sus entrevistas.